Menu
La eleccion de un Saxofón

La eleccion de un Saxofón

Muchas son las preguntas que se nos plantean a la hora de elegir un instrumento. En primer lugar, me gustaría señalar que, a la hora de decidirnos por un instrumento en particular es mejor no pensar que no necesariamente v a ser el instrumento que nos acompañará toda la vida.

Nuestros gustos pueden cambiar y la elección en un momento determinado no tiene por qué marcar toda nuestra carrera como músico, ya sea como aficionado o como profesional.

Ha habido y hay grandísimos músicos que en un momento determinado decidieron cambiar el instrumento con el que empezaron. Lo importante es una buena formación musical, el instrumento en esos primeros años, como digo, no es tan determinante.

Dicho esto, si ya tenemos claro que el instrumento que queremos tocar es el saxofón, hay 2 cuestiones fundamentales a tener en cuenta:

  • Nuestros gustos musicales.
  • Nuevo o de segunda mano.

Nuestros gustos musicales
Si ya tenemos claro que el instrumento que queremos tocar es el saxofón, ahora nos toca decidir cual. Existen 8 tipos de saxos diferentes y para el músico principiante que no tiene muy claro las diferencias entre cada uno esto puede ser un problema. De todas formas, hay que tener en cuenta que los más comunes y versátiles son solo 4 (soprano, alto, tenor y barítono). El resto son solo utilizados en grandes grupos de saxos y esporádicamente en orquestas sinfónicas.

De estos 4 podríamos descartar en un primer momento al saxofón barítono, ya que es un instrumento bastante voluminoso y pesado y, por tanto, un poco más incómodo de tocar cuando se tiene poca o ninguna experiencia.

Respecto a las diferencias que podemos encontrar entre soprano, alto y tenor, fundamentalmente está el timbre y la tesitura o rango de notas que puede tocar cada uno.

Soprano:Es el más pequeño y, por tanto, el más agudo. Lo podemos encontrar con 2 formas diferentes, el curvado y el recto. El modelo curvado, debido a que es un instrumento no muy voluminoso y poco pesado, se presenta como una buena elección para todos los alumnos de corta edad. Alto: El alto es quizá, por tamaño y versatilidad, el instrumento más recomendable para empezar. Además, es el que podemos encontrar con un precio más asequible en el mercado.

Tenor: Es el instrumento más grande de los 3 y por lo tanto el más grave. Es muy utilizado en el jazz y el rock.

Es muy importante señalar que todos los saxos, aunque con ligeras particularidades, se tocan igual, tienen la misma digitación (posición de los dedos para cada una de las notas), y tienen también una colocación de la embocadura muy similar. Esto nos da una gran ventaja, porque aprendiendo a tocar uno de ellos podrás tocar cualquiera de la familia. Evidentemente, con el tiempo te darás cuenta de que cada saxo tiene sus particularidades y lo normal es que cada saxofonista toque solo 1 o 2 saxos.

La mejor manera de poder decidir si te gusta más un saxo u otro es escucharlos. Si tienes oportunidad escúchalos en vivo mejor que con una grabación, pero si esto no es posible, en internet podrás encontrar muchos ejemplos para que te hagas una idea del timbre que tiene cada uno.

Nuevo o de segunda mano:

Este es un interrogante que se nos puede plantear a la hora de adquirir un instrumento, ya que ambos tienen sus ventajas y sus inconvenientes. Los instrumentos de segunda mano tiene, por lo general, un precio más económico que los nuevos, y digo “por lo general” porque puede haber instrumentos de segunda mano realmente caros debido a que son instrumento muy buenos que ya se consideran únicos al haberse interrumpido su fabricación.

Es el caso de los saxos “históricos”, muy cotizados sobre todo por los músicos de jazz por sus cualidades tímbricas tan particulares. El mayor inconveniente que se nos puede presentar a la hora de adquirir un saxo de segunda manos es que el vendedor no nos va a ofrecer las mismas garantías que una tienda o un fabricante, y por tanto, es muy importante que antes de adquirir un instrumento de este tipo te asesores por un saxofonista con experiencia suficiente para valorar si el precio y las condiciones del instrumento son las adecuadas.

Me parece importante señalar que no es recomendable dejarse llevar por el aspecto del instrumento.

Hay saxos que pueden parecer muy viejos debido al deterioro que ha sufrido la laca o barniz que se les aplica estando nuevos, pero después, su sonido es muy bueno, debido a cómo están fabricados. Respecto a los instrumentos nuevos, el mercado ofrece una amplia gama de marcas con sus respectivas cualidades y precios; desde los saxos denominados “de estudio”, que son los de más baja gama, hasta los saxos profesionales.

La gran ventaja que tiene la adquisición de un instrumento nuevo es que el fabricante ofrece unas garantías del producto ante cualquier defecto en la fabricación. En definitiva, si ya tienes claro que quieres tocar el saxo y qué tipo de saxo quieres, es muy importante que te dejes asesorar por tu profesor, pues él será alguien con la suficiente experiencia para poderte explicar toda la oferta existente en el mercado.

También encontrarás una ayuda importante en ese sentido en la tienda en que decidas adquirirlo, ya que ellos te te asesorarán sobre el instrumento que cumpla tus expectativas.

Facebook Twitter Google+ Pinterest

Trabajamos con grandes como

rockschool International ABSRM MusicaEduca

Subscribete a nuestras noticias para estar al dia con la academia!.

×